Una encuesta reservada preocupó a Macri por el caso Santiago Maldonado y replantea estrategia oficial

Recién cuando el Gobierno de Mauricio Macri comenzó a notar que el caso de Santiago Maldonado podía afectarlo en su imagen es que decidió tomar cartas en el asunto y cambiar su estrategia, que hasta el momento se había centrado en ningunear al tema y defender a la Gendarmería. Como en muchas decisiones que han tomado, hay una encuesta por detrás que lo explica.

Tal como pasó con el fallo de la Corte Suprema del 2×1, en el que primero “respetaban la decisión de la Justicia” y luego quisieron sumarse tardíamente al reclamo para revertirlo, el Gobierno corrió a Patricia Bullrich como su vocera oficial en este tema y puso en ese lugar al secretario de Derechos HumanosClaudio Avruj. Tras un mes, Macri finalmente habló escuetamente del tema y trata de mostrarse más preocupado en el asunto.

El motivo de este cambio de estrategia es una serie de encuestas y focus group que mostraron algo que ya empezaba a verse en las calles: la creciente preocupación en la sociedad por saber qué pasó con el joven tatuador y si finalmente la Gendarmería es, como se sospecha, la responsable de su ausencia.